Profesionales de Atención Primaria del Servicio de Salud O´Higgins organizaron una serie de conversatorios con el propósito de abordar la perspectiva de género y sus consecuencias en el acceso a una atención de salud pertinente.

El acceso a la salud es un derecho de todos y, en ese sentido, el Estado debe disponer las políticas públicas necesarias que permitan a la población acceder de manera oportuna a las diversas prestaciones de salud. Por ello, el Ministerio de Salud ha potenciado diversas estrategias para informar a los equipos y a la comunidad usuaria, sobre distintos temas y uno de ellos es la diversidad sexual.

Sin duda es un gran desafío para los equipos de salud, ya que aún existe escasa información con respecto a estas temáticas. Con la finalidad de romper con esta insuficiencia informativa es que los encargados de género del Servicio de Salud O´Higgins, profesionales del Instituto de Derechos Humanos y la organización OTD, se trasladaron hasta Quinta de Tilcoco,  para llevar a cabo un conversatorio con la comunidad y los equipos de salud.

Cecilia Aravena, encargada del programa de Género del Servicio de Salud O´Higgins, relevó que “el objetivo de este conversatorio tiene que ver con que los equipos amplíen su mirada de atención. Género no es sólo un concepto binario de  hombre o mujer, sino que existe toda una diversidad dentro de este paragua. La idea en salud es disminuir las inequidades. Y en eso estamos trabajando, para que los equipos comiencen a entender que hay una diversidad sexual y existe el mundo de los transgéneros. Debemos aprender a nombrarlos por su nombre social y tratarlos con la calidad de atención y el respeto que se otorga a todos nuestros usuarios”.

Por su parte, Paulina Yáñez, sicóloga del INDH, explicó que “el acceso a la salud debe generarse sin discriminación. Existen grupos que requieren una atención diferenciada. Son grupos que precisan actuaciones específicas. Debemos generar los espacios para brindar la atención en igualdad de condiciones. En este sentido, el Servicio de Salud ha avanzado, pero debemos continuar por ese camino, para garantizar el derecho de todas las personas”.

Finalmente, Oscar Beltrán, secretario OTD, organización que visibiliza los derechos de las personas trans en la Región, sostuvo que “lograr traer este conversatorio a las comunas es muy relevante porque las personas empatizan. Nace de las experiencias, desde lo que tú puedes exponer, por tanto es más cercano. Para las personas trans es muy relevante el respeto, para lograr construir mejores sociedades y un mejor futuro. El otro ser humano es un ser humano también. Necesitamos y merecemos respeto. Y este tipo de conversatorios sirven para comenzar a entender y empatizar con el otro”, concluyó.

Print Friendly