Las nuevas medidas anunciadas por el MINSAL con el cambio de fase para la gran mayoría de las comunas de la región de O’Higgins y las modificaciones al plan paso a paso, permitirán retomar las actividades físicas y deportivas con menos restricciones, lo que lamentablemente puede traer como consecuencia, el incremento de lesiones musculares y ligamentosas debido al largo período que la mayoría de las personas llevan sin realizar actividades físicas de manera normal. También se ha visto en un porcentaje no despreciable de la población el aumento de los niveles de obesidad lo que también conlleva otros riesgos en el ámbito cardiovascular.

Entre las más frecuentes lesiones físicas se encuentran las lesiones por sobrecarga, tanto muscular como ósea y ligamentosas, por sobre esfuerzo y disminución de la capacidad de elongación, como por ejemplo los desgarros musculares y las tendinitis, tanto de extremidades superiores e inferiores, entre otras eventuales patologías musculo esqueléticas.

Como recomendación a quienes van a retomar las actividades físicas deportivas es ir a un médico a realizarse un chequeo general para descartar posibles patologías silenciosas que no sean conocidas por el paciente y tener la seguridad de que el incremento de la actividad deportiva no va a llevar un incremento de riesgo en este ámbito. A pesar de que existen muchos tutoriales para la realización de actividades físicas en el hogar, siempre es recomendable la supervisión directa de un profesional con conocimiento en el ámbito deportivo (profesor de educación física, preparador físico u otro) para que, con una correcta evaluación inicial tener un plan de trabajo adecuado y personalizado con el fin de evitar lesiones deportivas.

Doctor Hugo Boza Valdenegro
Médico Traumatólogo

Print Friendly