• Dirigentes comunitarios y funcionarios de la salud se interiorizaron acerca  la importancia de dar vida a otros pacientes que necesitan mejorar su calidad de vida cuando sus órganos fallan. 

Durante septiembre se desarrolló el Mes de Donante de Órganos y por ello, el Servicio de Salud O’Higgins desarrolló dos jornadas de conversación con representantes comunitarios y funcionarios de la red asistencial, abordando la temática de procuramiento y donación de órganos, la que estuvo a cargo de la enfermera del Programa de Donación de Órganos y Tejidos del Servicio de Salud O’Higgins, Ximena Duarte y el equipo de la Unidad de Procuramiento y Donación de Órganos del HRLBO de Rancagua.

 “En Chile y el mundo, existen cada día más personas que están esperando poder mejorar su calidad de vida y prolongar su vida a través de un trasplante de órganos, ya que los suyos no tienen recuperabilidad”, así lo manifestó la enfermera Ximena Duarte.

La profesional agregó que “por Ley todos los mayores de 18 años somos donantes de órganos, por ello es primordial que la familia converse y reflexione sobre el tema.   Agradezco al Subdepartamento de Participación Ciudadana, por permitirnos realizar estas instancias con la comunidad para abordar la importancia de ser donante de órganos.  En caso de llegar a suceder la pérdida de un ser querido es muy importante tener  familiarizado el concepto de que va ser donante de órganos. Para nosotros como equipo es muy estratégico poder contar con el apoyo de la comunidad para difundir esta temática, por ello la estrategia de difusión y abordar este tema con la familia y comunidad es clave”.

En lo que respecta al funcionamiento de la Unidad de Procuramiento del HRLBO, la profesional destacó que “esta unidad cumple un importantísimo rol en la donación de órganos y tejidos, pues cumple con autorización sanitaria, cuenta con un equipo humano capacitado, comprometido y tiene la cartera de servicio que permite cumplir las etapas del proceso. Esta unidad está a cargo de la enfermera Bárbara Figueroa, junto a un comprometido equipo de tres enfermeras el cual realiza una destacable gestión, a través de capacitaciones, vigilancia activa, acompañamiento a los servicios clínicos y unidades de apoyo, generando acciones que permiten seguir cada Alerta de posible donante de órganos. Junto a ello, las profesionales realizan todo el proceso de acompañamiento con el equipo, nivel ministerial, Instituto de Salud Pública y la familia del donante”.

Finalmente, agregó que “existe un compromiso de gestión entre Ministerio de Salud y los Servicios de Salud del país, en relación a aumentar la Tasa efectiva de Donantes de Órganos, pero lamentablemente desde la pandemia hemos ido en descenso, por eso el llamado es a conversar este tema con los integrantes de la familia para que se respete la voluntad de la persona para ser donante y salvar otras vidas”.

Print Friendly