El 11 de julio se cumplieron 50 años desde que la gran minería del cobre pasó a manos del Estado y se sentaron los pilares de Codelco. El Teniente avanza con seguridad, eficiencia y una sólida relación con las comunidades para seguir dando todo por la región y el país.

Hace 50 años, un 11 de julio, la gran minería del cobre pasó a manos del Estado y se sentaron los pilares de Codelco, empresa que en estas cinco décadas ha sido clave para el crecimiento de Chile gracias a una operación que pone en primer lugar la vida, seguridad y salud de las personas y se compromete con un desarrollo sustentable. 

Con 116 años de historia, El Teniente es la división más longeva y más grande de la Corporación y se suma a una mirada de futuro en que espera aportar por 50 años más al desarrollo de la región y del país.

“Somos una empresa pública que siente orgullo de que todas sus ganancias vayan a financiar inversión social. Y si el pasado nos enorgullece, el futuro nos pone el gran desafío que resumimos en la frase ‘Damos todo Chile’, que interpreta el sentido de cada trabajador y trabajadora, propio y de empresas colaboradoras, para cumplir diariamente su tarea con seguridad, eficiencia y respeto por el medioambiente y las comunidades”, manifestó el gerente general, Andrés Music.

Historia y transformación

El Teniente honra una historia de permanentes desafíos, que ha abordado exitosamente. Y hoy -al igual que toda la Corporación- vive un proceso de transformación que apunta al más alto desempeño.

“Debemos ser una organización que desafía sus resultados con innovación y tecnología, buscando permanentemente la excelencia a través del desarrollo de sus equipos y personas en un ambiente de confianza, meritocracia, diversidad e inclusión, en que cada trabajador se empodera y compromete”, resaltó Andrés Music.

Con grandes exigencias técnicas y operacionales propias de la profundización del yacimiento, leyes decrecientes, escasez hídrica y los cada vez más importantes estándares ambientales y comunitarios, el llamado del gerente general a las tenientinas y tenientinos es claro.

“Necesitamos avanzar en el menor tiempo posible en ser socialmente responsables. Preocuparnos y ocuparnos de que nuestras operaciones sean impecables ambientalmente y mejorar la calidad de la relación con nuestras comunidades. Así, habilitaremos un futuro en que El Teniente seguirá dando todo por la región y el país”, enfatizó.

5 compromisos de desarrollo sustentable a 2030

Menor huella de carbono: disminuiremos en 70% nuestras emisiones de carbono y habilitaremos una matriz energética 100% limpia.

Menor huella hídrica: reduciremos en 60% el consumo unitario de aguas continentales, al disminuir el make-up (utilización de recursos frescos en las operaciones) de uso de agua continental por eficiencia en los procesos.

Economía circular: reciclaremos 65% de los residuos industriales.

Nuevo estándar en depósitos de relaves: 100% de depósitos con medidas de sustentabilidad de clase mundial.

Desarrollo del territorio con valor social: aumentaremos en 30% los bienes y servicios suministrados por proveedores locales junto con aumentar la mano de obra local.

Print Friendly