densimetro nuclear

El robo de un densímetro nuclear ocurrido el miércoles  14 de enero desde una empresa constructora en Rancagua, tiene en alerta a la Autoridad Sanitaria de la Región de O’Higgins, ya que una manipulación incorrecta podría costarle la vida a quien se exponga a la radiación que presenta el instrumento.

El equipo que es utilizado para mediciones de construcciones viales, habría sido sacado desde el laboratorio de suelo y análisis de la empresa Constructora de Obras Viales Ltda (ECOVIAL), la cual se encuentra ubicada en Fundo Santa Teresa de la Puente Alta S/N, en las cercanías del By – Pass de Doñihue, de la comuna de Rancagua.

densimetro nuclearSobre esto mismo, el seremi de Salud, Fernando Arenas, expresó; “por una parte hemos iniciado un proceso de investigación a fin de determinar las responsabilidades que le competen a la empresa, y por otro nuestro rol es informar a la comunidad sobre los riesgos del equipo en cuestión, ya que la mala manipulación podría generar daños en la salud de las personas, llegando incluso a la muerte”.

“Estos son equipos utilizados en forma frecuente en la construcción y son manipulados por personal especializado, contando además con las respectivas autorizaciones”. Subrayó el Dr. Arenas.

Daños asociados a la exposición de radiaciones ionizantes emitidas por el equipo

La exposición a altas dosis de radiación ionizante puede causar quemaduras de la piel, caída del cabello, náuseas, enfermedades y la muerte. Los efectos dependerán de la cantidad de radiación ionizante recibida y de la duración de la irradiación, ya que mientras mayor sea el tiempo de exposición, los riesgos a la salud aumentan.

¿Qué hacer en caso de encontrar dicho equipo?
No abrir, manipular, romper, fundir o destruir el envase, no se debe sacar nada de su interior o llevarlo a casa.

Además de informar en forma inmediata a personal especializado y de emergencia:

Seremi de Salud, Unidad de Salud Ocupacional: (72) 2335346, celular: 89216738; Carabineros de Chile 133; Policía de Investigaciones 134; Bomberos 132.

Print Friendly